Hábitos para evitar la obesidad de tu hijo

El sobrepeso de los niños, provocado en gran medida por una alimentación inapropiada y unos hábitos poco saludables en el día a día, se ha convertido en uno de los grandes problemas en los países desarrollados. También en España. Para evitar que nuestros hijos tengan un peso inapropiado que pueda lastrarles en su desarrollo y provocarles problemas de crecimiento, desde el blog de Xiquets.net os trasladamos una serie de pautas que recomienda la  Organización Mundial de la Salud (OMS).

Menos horas de móviles y videojuegos…

Según la OMS, los menores de cinco años no deben pasen más de una hora al día ante una pantalla, mientras que desaconsejan completamente este uso en el caso de los bebés menores de un año. El tiempo de pantalla, que la organización califica en su estudio como “sedentario”, incluiría televisión, dispositivos móviles y videojuegos. De hecho la agencia sanitaria, dependiente de Naciones Unidas, asegura que los menores de cinco años deben realizar actividades físicas con frecuencia, y también dormir adecuadamente para prevenir la obesidad y otras enfermedades en su vida posterior.

…y más de actividad física

Se recomienda, desde la agencia internacional, que los niños de entre uno y cuatro años pasen, al menos,  tres horas diarias realizando actividades físicas; mientras que los bebés menores de un año deben evitar a toda costa todas las pantallas y sustituirlas por juguetes. La agencia recuerda que la inactividad es un factor de riesgo muy importante, que además influye decisivamente en el incremento global del sobrepeso y la obesidad.

De esta manera, entre las pautas diarias de la OMS para los niños y niñas menores de cinco años, a los que marca tres horas diarias de ejercicio físico, un máximo de una hora de televisión u otras pantallas y un margen de entre 10 y 14 horas de sueño, a fin de prevenir estilos de vida sedentarios y reducir el sobrepeso u obesidad.

En cuanto a la actividad física, y segmentando por edades, se aconseja que los bebés de menos de un año tengan un mínimo de 30 minutos de actividad física, nada de pantallas y entre 14 y 17 horas de sueño. En cuanto a los que tengan entre uno y dos años, la OMS establece 180 minutos de ejercicio, un máximo de una hora de televisión o pantallas y entre 11 y 14 horas de sueño. Y en el caso de los más crecidos, con entre tres y cuatro años, la organización internacional recomienda tres horas de actividad física, de las que al menos una debe ser intensa, así como un máximo de una hora de pantallas y entre 10 y 13 horas para dormir.