Buscador
CALENDARIO
NEWSLETTER
Las noticias en tu e-mail
- Artículos y Novedades
- Promociones y Ofertas
- Puedes darte de baja cuando quieras
E-mail:  

Lámpara de papel

Lámpara de papel

Lámpara de papel.

 

Una lámpara hecha por ti puede ser un detalle que renueve el estilo en una habitación de casa… o simplemente la excusa para pasar una tarde entretenida. No es complicado y tiene mucho margen a la creatividad.

Necesitarás un metro de alambre galvanizado nº16, cinta de enmascarar, hilo de algodón, instalación eléctrica (casquillo, bombilla…) alambre de floristería. Además: un globo que le dará forma a tu lámpara, cola blanca, agua, papel higiénico y, lo más importante, la decoración que tendrá. Pueden ser hojas secas, portadas de revista, fotos…

En primer lugar inflaremos el globo al tamaño que queramos. A continuación hacemos una mezcla a partes iguales de cola y agua, y empapamos trozos de papel higiénico para cubrir el globo. Esto es mucho más cómodo si fijamos el globo a una base, por ejemplo a un bol. Para ello utilizaremos la cinta de enmascarar. Cuando tengamos varias capas sobre la superficie del globo colocaremos la decoración.

Aquí entra tu criterio: puedes añadir otras dos capas de papel higiénico, o dejarlo como está. Haz pruebas hasta ver qué es lo que más te gusta.

Una vez tengas la pantalla de la lámpara seca del todo, corta un trozo de alambre galvanizado para realizar un aro del tamaño del hueco inferior de la lámpara. Únelo con la cinta de enmascarar. 

Ahora, realiza un aro de la misma forma pero con el diámetro de la abertura superior de la lámpara. Rodea con él una lata redonda para darle forma y une los extremos con cinta de enmascarar. Esta abertura es opcional, pero te dará más luz.

Corta alambre de floristería y enróllalo a su parte media (ayúdate de un tubo cilíndrico) y realiza una vuelta y media para que queden alineados los alambres. Fija el alambre sobre el aro galvanizado, centrado, con cinta de enmascarar. Te servirá para sostener el portalámpara.

 

Remata el diseño

Rompe el globo una vez seca la pantalla de la lámpara. Apoya el aro galvanizado a la parte superior para marcar el contorno y córtalo. Pega el alambre a la parte superior con cinta de enmascarar. Utiliza el hilo de algodón para coser el alambre y la pantalla de la lámpara y repite el proceso con la parte inferior de la lámpara. Coloca la instalación eléctrica pasando el cable por el centro y !listo!

Si quieres que tus lámparas no sean blancas, ten en cuenta que puedes añadir un toque de color a la mezcla de agua y cola para teñir el papel y que el tamaño de tu lámpara dependerá exclusivamente de lo que infles el globo al empezar tu manualidad.

Además, puedes añadirle cualquier tipo de decoración cuando estés uniendo los alambres con la pantalla de papel. Por ejemplo, bordados de tela o cualquier tipo de tejido que te sirva como decoración para los bordes de la lámpara. Ya sabes, la lámpara está a tu gusto y tienes toda la libertad a la hora de diseñarla y decorarla.

También es importante para el resultado final el pie que elijas para la lámpara. Lo puedes encontrar en cualquier ferretería e Ikea tiene varios modelos muy sencillos y baratos para tu lámpara personalizada. Además, te aconsejamos que utilices bombillas de ahorro porque, además de notarlo en tu factura, no se calientan y evitarán que el papel prenda y se produzca un incendio.

Ahora que ya tienes tu propia lámpara, hecha a tu medida en tamaño, color y estilo de decoración, ya puedes planear continuar por el resto de tu hogar para inundarlo de bonitas lámparas de papel, sencillas, bonitas y muy baratas.

Lo hemos visto en facilisimo.com